Detalles de nacimiento: nos estamos confundiendo de destinatario

El otro día me puse algo reivindicativa en instagram y oye, cuánta empatía y cuánto ser humano identificado con mi discurso. Me pedisteis un post compartible para hacérselo llegar a modo de indirecta (directa) a vuestros amigos y familiares. Aquí lo tenéis.

Véase la estampa: nace un bebé, una bonitez tamaño mini, tan ideal que suspiramos con cada gestito, movimiento o ruidito que emite. Hasta cuando está dormido y quieto nos hace derretirnos. Entonces llaman a la puerta, aquí vienen las visitas a conocer al nuevo heredero… y ¡tachán! traen una bolsa, te la entregan, tú te emocionas, la abres y…

No amiga, ese regalo no es para ti, es para el bebé, ese que ha llegado el último, te ha adelantado por el carril de la derecha y ha hecho honor a eso de “Los últimos serán los primeros”.

Me recuerda mucho a cuando estaba en primaria y gané un concurso de dibujo con motivo del Día del Padre. Emocionada fui a recoger mi premio como quien recoge un Oscar… no podía casi romper el papel de regalo de los nervios… cuando, de repente lo vi… “¿para qué quiero, yo con 8 años, un perfume masculino y un set de afeitado?” Pues ya lo veis, una se curra un súper dibujo, gana el primer premio y el regalo es para goce y disfrute de su progenitor.

Venga sí, un poquito egoísta sí que soy, lo reconozco…

Anécdotas aparte, hoy os doy unas cuantas razones de peso por las que la verdadera merecedora de un detalle tras el nacimiento de un bebé, es la madre:

  • Ella ha gestado y soportado un sinfín de síntomas y molestias, durante 40 semanas, ¡¡¡casi un año!!! náuseas, mareos, cansancio extremo, infecciones de orina, dolor de inglés, de espalda, de piernas, acné…
  • Ha parido, me da igual que con o sin dolor, por vía vaginal o por cesárea, ¡parir no es moco de pavo! os lo digo, ¿sabéis lo que es dilatar 10 cm?, ¿o que te rajen el vientre?
  • Y si gestar y parir nos hacen merecedoras de un monumento, ya no os digo pasar un postparto… ya no solo en lo evidente, en lo que se ve, sino también en lo que una sufre por dentro: toda una revolución hormonal.
  • Para rematar la faena, ¿qué me decís del esfuerzo por recuperar nuestro cuerpo? ya no el de antes, una ya es realista a estas alturas, pero por lo menos vernos algo bien, reconocernos a nosotras mismas. Que ya no aspiramos a desfilar para Victoria Secret, pero sí a caber en nuestros viejos pantalones.
  • Además de lidiar con daños colaterales de traer una vida al mundo, que se nos escape el pipí al estornudar o lidiar con hemorroides.

Pero no, ¡qué va!, a pesar de todos esos esfuerzos y sacrificios, nadie -o casi nadie- se acuerda de nosotras. Y es que, si hay un súper poder que desarrollamos después de ser madres es el de la invisibilidad. ¿O vas a decirme que tu madre cuando te llama ahora pregunta por ti? no, qué va, ¡ya ni tu madre pregunta por ti!, ¡pregunta por los niños! (eso es así).

Introducimos el concepto “Push Present“, un nuevo término que es necesario acuñar aquí en España y que el otro día me descubrió una seguidora de instagram.

Push Present: dícese del regalo que se le hace a una madre por haber empujado y traído un hijo al mundo

¿Qué llevar a una recién parida? Ideas para un “Push Present” de éxito

He aquí el manual del buen regalo tras un nacimiento. No podéis decir que no os estoy dando ideas molonas, ¡hombre ya! Olvídate del conjuntito de ropa, del chupete común o de la mantita con el nombre del bebé. Haz feliz a una mami reciente con:

  • Jamón y lomo del bueno, ibérico de bellota. Ración generosa (no hace falta que lo envolváis para regalo, os podéis ahorrar el papel y el lazo).

giphy

  • “Diamonds are a girl mom best friend”: que no hace falta que sea un brillante, con una pulsera mona, una gargantilla o unos pendientes nos pueden valer. Y si llevan las iniciales o los nombres de nuestros retoños puede que hasta se nos caiga una lágrima de la emoción. giphy-3.gif
  • Las visitas a casa se hacen con el aperitivo o merienda bajo el brazo y todo con menaje de usar y tirar. Eso sí que es un buen regalo, que no estás tú como para ponerte a preparar un piscolabis.giphy-1
  • Un perfume o un labial bonito: que no estamos sobradas de tiempo para arreglarnos. Hay días que hasta no podemos ni ducharnos. Así que algunas herramientas socorridas para darnos un toque y parecer humanas se agradecen; oliendo bien y con los morros pintados, la cosa se ve de otra forma. giphy-2
  • Tarjeta regalo para un tratamiento de belleza, masaje, manicura, peluquería… lo que se tercie más molón para la destinataria. No olvidar incluir apoyo logístico que se encargue del bebé ese ratito.

giphy-4.gif

  • Una sesión de fotos de familia: que tener fotos buenas en momentos importantes de nuestra vida, como es la llegada de un retoño, es una idea muy molona. A nosotros nos la ha hecho Lourdes Balduque y ¡menudo acierto!

    200

    ese que corre sería niñomolón jajaja

  • Una lámina molona de la familia: seguro que ya os han hecho una foto de la familia al completo, aunque sea en el hospital y con el móvil, vamos que no hace falta que sea profesional. Mis amigas me sorprendieron encargando una lámina a Blessings con nuestra primera foto de familia al completo y morí de amor. (Por cierto, viene enmarcada).

 LAMINA.jpeg

  • Tuppers: sí, comida para la semana que con tanto ajetreo no tener que cocinar se agradece y mucho. ¿Tenéis algún cocinillas cercano que se preste voluntario?

giphy-5.gif

  • Pack de cremitas postparto: eso sí, para ponérnoslas cuando rasquemos algún rato para nosotras. Y es que recién paridas nos vemos con las carnes demasiado bailongas. Otra opción igual de válida, puede ser un tratamiento de prevención de alopecia postparto (ya sabéis las fieles de instagram que yo estoy a tope con kapyderm, ¡no sin mi tónico alogénico! las despistadas podéis leer de qué va este tratamiento pinchando aquí). 200-2
  • Hipopresivos, valoración del suelo pélvico, tratamiento para recuperar el abdomen, etc. hay un sinfín de opciones que se le pueden regalar a una mamá reciente y que lo va a agradecer porque es salud y se habla poco de ello. En mi caso, en breve retomaré stopdiástasis, que tan bien me fue tras mi segundo embarazo, (podéis ver vídeo donde contaba mi experiencia aquí).  giphy-8
  • Ayuda: el apoyo los primeros días en casa es fundamental. Igual con prestar ayuda básica para hacer la compra, ir a buscar a los otros hijos al cole, mandarnos una asistenta que se ocupe de las tareas del hogar o sencillamente mirar un segundo al bebé para que la madre pueda ducharse, es más que suficiente.

 giphy-9.gif

Porque podría seguir y seguir dando ideas… pero, al final, lo que más agradecemos es que nos pregunten si estamos bien y si necesitamos algo. Bueno… eso y que no os olvidéis del jamón, jajaja…

Así que ya sabéis, REIVINDIQUEMOS NUESTRO DERECHO AL NO OLVIDO. Compartidlo si estáis de acuerdo, sobre todo con esas embarazadas que están a punto de dar a luz y necesitan mandar un mensaje de urgencia a todos sus familiares y amigos. Que rule porque, ¿sabéis qué?, ¡nosotras nos lo merecemos!

giphy-10.gif

¡Feliz día a todas! nos vemos en instagram.

 

18 Respuestas a “Detalles de nacimiento: nos estamos confundiendo de destinatario

  1. Te ha faltado el sushi!!! Mi marido encargo que nos trajeran a casa la primera noche que volvimos del hospital después de darme el alta una cena deliciosa para dos, me supo a gloria jajajaj, eso si algún detallito también me cayó 😉

  2. ¡¡¡¡Qué gran post por Dios!!!! Gracias por no hacerme sentir raruna. Yo me encargué de que toooooooodo el mundo se enterara que no quería flores (Qué no sé cuidar)…yo quería jamón, jamón del bueno. Y no veas lo que disfrute de mis bolsita de 100 gr. Creo que nunca volveré a saborear una loncha de jamón cómo lo hice con aquellas…😋.

  3. Somos 5 hermanos, mi madre siempre contaba que de todos los regalos que recibió, el mejor sin duda, fue un jamón ibérico que le regaló una amiga en su tercer parto! Para mi el mejor fue la ayuda durante 15 días de mi hermana. Venia todos los días a limpiar, poner lavadoras, plancha…. impagable!

  4. El embutido es el mejor regalo, para convencer a la familia, nada como decir nadie cogue al bebe ni lo mira, sino hay embutido. A mi si que me regalaron embutido, bombones, pulserita para grabar su nombre.

  5. Yo debo de ser afortunada porque me trajeron al hospital jamón serrano y pulpo a la gallega y después una amiga me regaló un vale para un masaje relajante. Casi lloro 😂😂😂

  6. Ayyy pues a mí me encantaron las flores! Pero hubiera agradecido un jamoncito y ese tipo de cosas…una amiga se encargó de regalarme un pack super relajante de productos RITUALS poco antes de dar a luz y los momentos de ducha con ese olor…🙌🙌

  7. Cuánta razón! Desde que nació mi hijo no he recibido ningún regalito. Todo para el gordito. Y mira que me encanta y me hace mucha ilusión pero… algún detalle no estaría de más… ains!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s