Parto de una base, yo no he tenido ningún hijo prematuro, por lo que no sé lo que es pasar por esa experiencia pero, sin embargo, sí he podido conocer, leer y seguir de cerca, a madres y padres que sí lo han vivido o que lo están viviendo. Es hora de ponernos en su lugar:

  • ¿Imaginas dar a luz a tu bebé y tener que dejarle en el hospital ingresado mientras tú te tienes que ir casa a dormir?
  • ¿Imaginas ese sentimiento de vacío al dejarlo y no poder atenderle cuando se despierte?
  • ¿Imaginas no ser tú la/ el que esté ahí para calmar su llanto?

Eso sin contar, la cantidad de problemas, retos y dificultades a las que se enfrentan estos pequeños que han salido del cascarón antes de lo previsto.

Hoy me pongo en su piel y os pido que todos los que me leéis lo hagáis también. Comparto este vídeo con la historia de Álvaro, un pequeño extraordinario que nació a las 25 semanas de gestación -5 meses- pesando tan solo 650 gramos, lo mismo que dos biberones:

 

Cada año nacen en España más de 28.000 niños prematuros

Está demostrado que la mejor forma de que estos niños mejoren es teniendo cerca a sus padres, practicando el piel con piel, esta práctica ayuda a que su respiración sea constante y su recuperación mucho más eficaz.

Pero cada día miles de padres de nuestro país se ven obligados a dejar lo que más quieren para volver a casa sin ellos. Cada día tienen que compartir escenario con otras muchas familias y niños prematuros que, lo que más necesitan, es algo de intimidad.

Por esta razón, quiero sumarme a este proyecto llamado «Contigo, como en casa» cuyo objetivo es transformar el Servicio de Neonatología del Hospital MaternoInfantil en un lugar más cálido y acogedor, donde los padres y los bebés se sientan como en casa durante el tiempo que tienen que pasar en la unidad de neonatos.

¿Cómo podemos colaborar?

Podemos aportar nuestro granito de arena a través de la web www.contigocomoencasa.com

Esta campaña ha fijado como objetivo llegar a los 880.000 euros, de los que Obra Social “La Caixa” ya ha colaborado con 250.000 euros para crear un nuevo Centro de Neonatología Avanzada Vall d’Hebron (Barcelona). También podemos ayudar adquiriendo cualquiera de los productos de la colección Born to Be Extraordinary, que son bien molones, por cierto. Podéis echar un vistazo pinchando aquí.

camisetas

 

Ojalá este proyecto se convierta en realidad y, es más, ojalá se extienda por toda nuestra geografía, para que padres de cualquier punto de España puedan estar al lado de sus hijos desde el minuto uno y hasta salir del hospital.

Desde aquí, me gustaría aprovechar este post para mandar todo mi apoyo y fuerza a todas las madres y padres molones que os encontráis en la situación de tener un hijo prematuro ¡a por todas con vuestros pequeños guerreros!

¡Un fuerte abrazo!